Por Ciclones Tropicales se conoce técnicamente a las depresiones tropicales, tormentas tropicales y huracanes con categoría 1, 2, 3, 4 o 5, las cuales tienen distintas características de efectos, por ejemplo, intensidad de vientos en rachas y sostenidos, precipitación pluvial, marejada, brisa, etc. Todos son sistemas hidrometeorológicos, genéricamente denominados Ciclones Tropicales. La temporada anual de fenómenos hidrometeorológicos que llegan a convertirse en huracanes en el Océano Atlántico inicia el 1 de junio y termina el 30 de noviembre, mientras que en el Océano Pacífico comienza el 15 de mayo y termina el 30 de noviembre. Sin embargo las condiciones meteorológicas que generan los ciclones tropicales ignoran estos períodos, por ejemplo, este pasado 12 de mayo comenzó a formarse un sistema al sureste de Acapulco, Guerrero y el día 14 se intensificó y fue declarado Tormenta tropical Aletta. Es decir, este ciclón tropical se formó un día antes del inicio institucional de la temporada de huracanes en el Océano Pacífico.

2012 Aletta mayo 12
2012 Aletta mayo 12

Este miércoles 23 de mayo, mientras degustaba la comida, encendí el televisor y presencié la información noticiosa del reportero Carlos Alberto Pérez Aguilar, del programa Noticieros Televisa, quien se refirió al ciclón tropical llamado Bud y dijo: “Para las autoridades estatales este fenómeno es extraño puesto que de forma temprana, a penas iniciando el temporal de lluvias puede representar un riesgo”. Tal declaración sorprende pues nada de extraño tiene un huracán en costas de los estados del Océano Pacífico y menos cuando ya está oficializada la temporada de huracanes entre mayo y noviembre. Pero además, porque son recurrentes los huracanes en esta región ciclógena. Sin embargo concuerdo con que este huracán puede representar un riesgo, sobre todo si las autoridades no previnieron la llegada de un huracán en mayo, aún sabiendo que en este mes inicia la temporada anual.

Huracán Bud mayo 2012
Huracán Bud mayo 2012. Imagen SMN

Durante la emisión de la misma noticia fue entrevistado el Director del Sistema Estatal de Protección Civil del Estado de Colima, Melchor Urzúa Quiróz, quien aseguró literalmente que: “Nunca había visto un, uno que se nos aboque, cuando menos ahorita, edá? en estos tiempos, empezando la temporada edá?”. Su declaración sorprende, pues tratándose de un especialista debiera saber que si la temporada de huracanes inicia en mayo, es porque desde ese mes se presentan y sería deseable que revisara las bases de datos y la historia local antes de hacer tales declaraciones.

Específicamente en la historia de Colima se han presentado muchos ciclones tropicales o huracanes muy intensos en el mes de mayo. Sin ir muy lejos, el 27 de mayo de 1895, los tripulantes de un barco frente a Colima soportaron un ciclón. El historiador Francisco Hernández Espinosa escribió al respecto:

“Con la angustia reflejada en el rostro de aquellos infortunados pasajeros y tripulantes, muchos se arrodillaban implorando y preparándose para morir, al contemplar la furia del ciclón, la negrura del firmamento y al sentir las sacudidas de los tremendos golpes que las gigantescas olas daban por babor y estribor. Los vientos huracanados habían derribado ya los fuertes mástiles de la poderosa nave y arrebataban y levantaban todo como plumas para lanzarlo al espacio en medio de los relámpagos y los truenos que hacían enloquecer de temor a todos, que derramaban sus lágrimas ante tan horrible espectáculo” (1).

Recientemente, durante el siglo XX, diversas fuentes históricas primarias y secundarias han registrado 11 ciclones tropicales en mayo porque causaron alerta entre la población y porque fueron percibidos algunos de sus efectos. En orden cronológico se han presentado ciclones tropicales en Colima el 24 de mayo de 1931, el 23 de mayo de 1937, el 19 de mayo de 1951, el 31 de mayo de 1951, el 24 de mayo de 1971, el 28 de mayo de 1974, el 30 de mayo de 1978, el 27 de mayo de 1983, el 28 de mayo de 1986, el 29 de mayo del 2001 y el 28 de mayo del 2006. (2)

Ciclón del 19 de mayo de 1951
Ciclón del 19 de mayo de 1951. Noticia en el diario Ecos de la Costa (jueves 24 de mayo de 1951) 1.

El mismo Director de Protección Civil del Estado de Colima aseguró que: “Ta cambiando toda la situación hidrometeorológica y también pues los pronósticos creo que pueden fallar en este aspecto verdad? Por el cambio que está sufriendo el calentamiento global”. La declaración es inconcebible porque no explica ¿cuál es la situación hidrometeorológica que según él está cambiando? y ¿por qué considera que los pronósticos pueden fallar? por “el cambio que está sufriendo el calentamiento global”.

En nuestros tiempos se cuenta con notables avances tecnológicos y miles de millones de pesos han sido asignados por las dependencias como el Fopreden y Conacyt para contar con instrumentos idóneos para monitorear con precisión, pronosticar con amplia anticipación y dar mayor certidumbre y confianza a la población. Por ello sorprenden estas declaraciones, consecuencia tal vez de los calores de mayo.

Referencias:

(1) Hernández Espinosa, Francisco

2009 El Colima de ayer, 4a Edición. Universidad de Colima, México, Colima, 135.

(2) Los datos son resultados del proyecto de investigación Conacyt “Los Huracanes en la Historia de México. Memoria y Catálogo”, desarrollado entre la UdeC y el CIESAS. Página de Internet: http://huracanes.ciesas.edu.mx/

* Licenciado en Letras y Periodismo, maestro en Historia y doctorante en Antropología en el CIESAS DF. Integrante de la Sociedad Colimense de Estudios Históricos. Blog: https://raypadilla.wordpress.com/

Anuncios